Qué precio tiene llamar a cada número de teléfono

Hay números que están fuera de las tarifas planas y que pueden significar un gran desembolso para nuestro bolsillo. Nos referimos a los números telefónicos que comienzan por 800 y 900 y sus distintas variantes. ¿Sabes cuánto te cuesta hacer llamadas a estos números? Si no lo sabes, sigue leyendo, que a continuación te lo contamos.

Números por los que te toca pagar: 803, 806, 807, 905

Este tipo de números de teléfono están pensados para prestar un servicio concreto durante la llamada, pero dicho servicio no es gratuito. El precio que te toca pagar si llamas a este tipo de números con dichos prefijos suele ser bastante alto, porque son llamadas generalmente muy largas y con amplios tiempos de espera. Además, una parte de lo que pagas al llamar a estos números de teléfono va para la compañía telefónica y otra parte va para la empresa que preste el servicio en cuestión, lo que hace que el precio se incremente considerablemente.

Para que no tengas dudas cuando vayas a llamar a un número determinado con respecto a si te cobrarán o no, debes fijarte bien en los primeros tres dígitos, ya que son esos los que definen el tipo de servicio que se presta. Por ejemplo:

  • 803: presta servicios para adultos.
  • 806: presta servicios de entretenimiento como juegos o tarot.
  • 807: presta servicios profesionales, como puede ser la atención de médicos, abogados, asesorías, etc.
  • 905: es un número habilitado para tele-votos, a menudo de tipo televisivo, y a través del cual se paga un importe fijo por llamada.

Ten en cuenta que en estos casos existe un cuarto número que se desconoce, y cuanto más elevado sea más cantidad de dinero se pagará por llamada. Si el número es superior a 6, será necesario que el usuario haya autorizado este tipo de servicio en su compañía telefónica.

En cuanto a tipos de teléfonos y dispositivos, la diferencia entre una llamada desde un móvil o un fijo no varía tanto, sin embargo, sí debes tener en cuenta que realizar una llamada desde un teléfono móvil siempre es algo más costoso.

 

Números por los que no pagas nada: 800 y 900

Las personas que hacen llamadas a números que comienzan por 800 y 900 no deben pagar nada por su llamada, ya que son totalmente  gratis. En estos números, la persona que paga es quien recibe la llamada, por lo que suelen ser números de servicios. Por eso debes tener en cuenta que, si alguien te llama desde este tipo de números, ten en cuenta que será una llamada que pagarás tú.

 

El caso del número 901 y su precio

Esto es lo que se llama un número de tarifa compartida, ya que paga tanto la persona que hace la llamada como quien la recibe. El precio de la llamada es más o menos igual al de una llamada local, sin embargo, esto dependerá de su operador.

Ten en cuenta que el precio se eleva bastante si llamas desde un móvil y no desde un teléfono fijo. Por ejemplo, puedes hacer una llamada desde Movistar y observar que desde un fijo el minuto de llamada puede salirte alrededor de 0,056€, mientras que desde un móvil la misma llamada de un minuto puede salirte por 0,376€.

 

NÚMEROS-TELÉFONO-PRECIO

 

El caso del número 902 y su precio

Este es probablemente el número por el que más pagarás si llamas. Y ten en cuenta que te toca pagarlo completamente a ti, es decir, la persona que hace la llamada.

Estos 902 suelen ser números de servicio de atención al cliente, aunque las empresas de servicios básicas suelen estar obligadas a tener un segundo número gratuito (aunque no esté tan visible, lo que suele ocurrir).

La llamada desde un teléfono fijo o un móvil tiene precios diferentes, siendo más costoso llamar desde un móvil. Desde operadoras como Movistar el minuto desde un teléfono fijo puede salirte alrededor de 0,112€, mientras que desde un móvil puede salirte por 0,574€.

El problema principal de marcar a este número es que la llamada puede ser muy larga, pues te ponen en espera durante mucho tiempo y todo ese tiempo deberás pagarlo también.

 

El número 118 y su precio

Es un número al que acudes cuando desconoces el número de la persona o empresa a la que quieres llamar, algo así como una guía telefónica. El problema de estas llamadas es que no llevas la cuenta del tiempo total, porque todo se computa en llamadas progresivas. Esto quiere decir que primero haces la llamada a la operadora y la operadora hace la llamada para ti. Pero ojo, que ambos tipos te los estarán cobrando a ti.

Mantente atento siempre a este tipo de información, porque las leyes cambian, y gracias a las denuncias de abusos en las tarifas que existen constantemente podemos estar mejor informados y no llevarnos sustos innecesarios.